Qué es: Es la inflamación de los bronquios que impide el paso de aire hacia los pulmones.

Afecta: Sistema respiratorio: Pulmones, bronquios y garganta.

Tipo de Enfermedad: Respiratoria

Tiempo de recuperación: 1 mes.

La bronquitis es la inflamación de los bronquios (vía aérea que transporta aire a los pulmones) usualmente causada por un virus. Esta suele manifestarse luego de una gripe y se establece por un período de 2 a 4 semanas. Los síntomas como tos con flemas, dificultad para respirar, y malestar general son comunes en este padecimiento.

El tratamiento para la bronquitis está dirigido al alivio y control de los síntomas. No se sugiere el uso de antibióticos a menos que el padecimiento sea producto de otro más grave como Neumonía.

Los síntomas que se presentan en la Bronquitis son:

  • Tos con flemas.
  • Tos seca.
  • Dificultad para respirar.
  • Mocos espesos.
  • Irritación y dolor de garganta.
  • Ronquera.
  • Dolor de cabeza.
  • Fiebre.
  • Estornudos.
  • Dolor y presión en el pecho.

Medicamentos como mucolíticos y expectorantes son de uso frecuente para ayudar a la expulsión de la mucosidad. Los analgésicos y antipiréticos como la Dipirona son efectivos en el control de la fiebre y alivio del malestar general.

Estos son los medicamentos más frecuentes que puedes tomar:

Medicamentos para la Bronquitis

¿Qué medicamentos puedo tomar?

  • Broncodilatadores: Aumentan el diámetro de los bronquios, lo que permite un mejor paso del aire a los pulmones.
  • Expectorantes: Son de mucha ayuda en este tipo de padecimiento porque ayuda a la expulsión de mucosidad gracias a la tos. Así ayuda a mejorar la respiración del paciente. Su uso está indicado en casos de tos con flemas.
  • Mucolíticos: Efectivo en la fluidificación de la mucosidad, para su expulsión con ayuda del expectorante. Se usa en caso de presentar tos con flemas.
  • Antitusígenos: Se usan en caso de presentar tos seca para controlar y disminuir su intensidad. Evita la irritación y lesión de los bronquios.
  • Corticosteroides: Su administra con la finalidad de ayudar a la desinflamación de los bronquios.
  • AINES: Medicamentos con propiedades analgésicas y antiinflamatorias como el Diclofenac, que ayudan en el alivio del dolor y malestar general.
  • Antipiréticos: Su uso es específico en el alivio de la fiebre en caso de manifestarse.
  • Antihistamínicos: Su administración se realiza para aliviar la congestión nasal.

Aunque en la mayoría de los casos este padecimiento no amerita atención médica es recomendable consultar con el médico. Esto ayuda a tener una mejor elección de medicamentos para tratar el malestar.

Presentaciones ¿Cómo saber cuál elegir?

Se sugieren a continuación las presentaciones más utilizadas en la administración de medicamentos contra la Bronquitis:

  • Tabletas, cápsulas y grageas: Son frecuentes en la administración de corticosteroides y analgésicos en este padecimiento. Las marcas más utilizadas son: Calcort, Meticorten, Flumirol, Mejoral-ito, Advil entre otros.
  • Solución, jarabe y suspensión oral: Son de uso común en este padecimiento. Contienen broncodilatadores y antihistamínicos en su composición. Los de uso frecuente son: Adribel, , Ventolin, Salbutalan, Butifeno, Aeroflux, Ambroxol entre otros.
  • Solucion/Suspension para nebulizar: Son ampolletas plásticas con con la dosis exacta de medicamento. Su administración depende de un nebulizador (Equipo evaporador) que evapora el medicamento y este es inhalado. Las marcas más usadas: Pulmicort, Libonide y Salamol Steri-Neb.
  • Gotas: Su uso es frecuente en niños y bebes, por su facilidad de administración y control de dosis. Las de mayor uso son: Mucovibrol, Brogal Compsitum, Broxol, Mejoral-ito Pediátrico, y Septacin.
  • Solución Inyectable: Su uso está limitado para centros hospitalarios y profesionales de salud.

Medicamentos para la Bronquitis en niños y bebés

Los niños y bebés deben ser valorado por un pediatra para encontrar la causa de la bronquitis. Basado en ello se indicara el tratamiento más adecuado a la condición del niño. Se sugiere seguir al pie de la letra las instrucciones del tratamiento indicado. Los medicamentos más utilizados son:

  • Medicamentos para niños: Mucovirol, Mejoral-ito Pediátrico, Sekretoviy, Septacin entre otros.
  • Medicamentos para bebés: Septacin, Mejoral-ito Pediátrico, Axol entre otros.

Es recomendable vigilar el estado respiratorio del niño si hay presencia de tos, anotar frecuencia e intensidad con la que esta se manifiesta. Las terapias nebulizadoras se emplean cuando la dificultad respiratoria es muy notoria.

Homeopatía para la Bronquitis

La medicina homeopática sugiere múltiples soluciones en cuanto a padecimientos respiratorios como la bronquitis. A continuación se muestran algunas de las alternativas homeopáticas para este padecimiento:

  • Carbo vegetabilis: Sustancia extraída del carbón de madera que posee propiedades antiinflamatorias y sedantes. Es efectivo aliviando los síntomas como enrojecimiento del rostro, dolores de cabeza, sudoración fría y tos.
  • Phosphorus: Una muy buena opción homeopática que se obtiene del fósforo blanco. Alivia los primeros síntomas de bronquitis como sed, dolor en el pecho, tos seca y malestar general. Tiene propiedades sedantes que ayudan en el concilio del sueño
  • Ipecua: Se produce de la Ipecahuana en específico su raíz. Su efecto sedante se utiliza para tratar la bronquitis con dificultad respiratoria y mucosidad abundante.
  • Antimonium tartaricum: Excelente tratamiento alternativo que ayuda síntomas como mucosidad espesa, dificultad para expectorar, dificultad respiratoria entre otros.
  • Bryonia: Conocida también como nuez blanca es un excelente antiinflamatorio que ayuda en la fase crónica del padecimiento. Alivia síntomas graves como fiebre, tos seca y dolorosa, dolor intenso en el pecho y edema en los parpados.
  • Aconitum napellus: Planta cuya raíz posee una sustancia tóxica llamada Aconitina la cual se utiliza para tratar este padecimiento. Su efecto es positivo ante los síntomas de fiebre, crisis de tos, dolor de garganta. Posee efectos sedantes y antiinflamatorios.

Como es de notar las alternativas presentadas, en su mayoría se caracterizan por poseer propiedades sedantes y antiinflamatorias. Lo que las hace efectivas al momento de combatir los síntomas producidos por la bronquitis.

Remedios naturales para la Bronquitis

Las opciones naturales para tratar este tipo de padecimientos respiratorios siempre se encuentran a disposición en nuestros hogares. Ingredientes como la cúrcuma y el jengibre son excelentes opciones en el alivio de los síntomas de bronquitis. Estas son algunas sugerencias que puedes preparar en tu hogar:

  • Cúrcuma: Diluye 1 cucharadita de esta especia en 1 vaso de leche tibia. Obtendrás un descongestionante y antiinflamatorio natural, bebe el preparado de 2 a 3 veces al día.
  • Menta y eucalipto: Realiza inhalaciones del vapor de estas dos plantas. Coloca en una olla de agua hirviendo hojas de menta y eucalipto, apaga y retira del fuego. Acerca el rostro y parte de los hombros sobre el vapor, cúbrete con una toalla para contener el vapor. Inhala hasta que esta enfrié, ayudará a la descongestión y apertura de los bronquios.
  • Hojas de lima: Realiza una infusión con 5 hojas de lima y 250 ml de agua hervir por 10 minutos. Al estar tibia la infusión endulza con un poco de miel y toma 2 veces al día. Esto ayudará en el alivio de fiebre, controla la tos y reduce la mucosidad.
  • Jengibre: Tiene efecto antiinflamatorio ante la tos seca, y expectorante en la tos con flema. Esto ayuda a evitar la irritación de la vía respiratoria y mejorar la respiración.
  • Miel y cebolla: Corta una cebolla en rebanadas finas y mézclalas con una cucharada de miel y consume 4 veces al día hasta mejorar los síntomas. Es efectivo ante la tos y mejora el malestar en el pecho.

Los remedios naturales brindan una solución alternativa en los padecimientos respiratorios. El consumo de estos preparados en exceso es dañino. Al notar un agravamiento de los síntomas se recomienda llamar al médico.

Tipos de Bronquitis

La bronquitis se clasifica de 2 maneras como se muestra a continuación:

  • Bronquitis aguda: Es producto de infecciones causadas por virus y bacterias o como resultado de una gripe o resfriado. Su tiempo de permanencia es alrededor de 10 días.
  • Bronquitis crónica: Es un estado grave y más avanzado de la bronquitis que ocurre a largo plazo. La inflamación de los bronquios es persistente y cada vez más recurrente. Los síntomas tiende a empeorar con el pasar del tiempo. Este tipo de bronquitis tiene un tiempo de permanencia de 3 meses o más.

Es importante la consulta y valoración por parte de un médico especialista llamado neumonólogo. Este otorga el diagnóstico indicado del padecimiento e indica el tratamiento más acorde a la situación del paciente.

Causas de la Bronquitis

Como se ha comentado anteriormente, la causa principal de a bronquitis es una infección viral. La gripe y el resfriado son causa común de este padecimiento. Sin embargo se muestran otras causas como:

  • Exposición a irritantes pulmonares como sustancias químicas, polvo, textiles entre otros se consideran factor de riesgo para la bronquitis.
  • El humo de tabaco es fatal para las personas por las toxinas que este libera. Por lo que tanto fumadores activos como pasivos tienen riesgo de padecerla.
  • Enfermedad de reflujo gastroesofágico, las personas que padecen esta enfermedad están propensos a sufrir de bronquitis. Esto se debe a la irritación e inflamación de la garganta producto del reflujo.
  • El sistema inmune debilitado deja desprevenido al organismo permitiendo la entrada de infecciones en el. Basado en ello la persona se encuentra constantemente en riesgo de padecer bronquitis sea a partir de un resfriado común o una causa más fuerte.

¿Cómo se cura la Bronquitis?

Como ya se ha señalado, la bronquitis en la mayoría de los casos no necesita atención médica. El tratamiento farmacológico esta dirigido al alivio de los síntomas. la evaluación de una neumonólogo es requerida en caso de presentar complicaciones o manifestación de padecimientos como neumonía.

A continuación se enlistan algunas de las medidas necesarias para curar la bronquitis:

  • Administrar antiusígenos si la tos que manifiesta es seca, es decir sin presencia de moco.
  • Usar mucolíticos y expectorantes para mejorar la respiración en caso de manifestar tos con flemas.
  • No utilizar antibióticos a menos de que la bronquitis este relacionada con una infección.
  • Evitar el consumo de cigarrillo.
  • Preparar remedios caseros con ingrediente como el jengibre y miel que ayudan al alivio de los síntomas.
  • Realizar terapias respiratorias o inhalatorias que ayuden a la apertura de los bronquios.
  • Evitar exponerse a sustancias químicas y contaminantes que irriten las vías respiratorias.
  • De consultar a un neumonólogo, seguir el tratamiento indicado al pie de la letra.
  • De notar un avance en la dificultad respiratoria llamar inmediatamente a su médico.
  • A pesar de que el padecimiento en ocasiones tiende a curarse solo, se recomienda la no automedicación.