Qué es: Inflamación de la garganta.

Afecta: Las amígdalas y la Faringe.

Tipo de Enfermedad: Infección viral \ bacteriana \ irritación por alergia.

Tiempo de recuperación: Usualmente de 4 a 10 días.

El dolor de garganta se presenta a consecuencia de un padecimiento del sistema respiratorio que provoca  la inflamación de las amígdalas y la faringe. Las principales causas son las infecciones virales y las bacterianas. En ocasiones es causado por alergias.

Los síntomas que acompañan un dolor de garganta son:

  • Tos.
  • Dificultad para tragar.
  • Irritación de la garganta.
  • Picor.
  • Ardor.
  • Fiebre.
  • Dolor de cabeza.
  • Dolor de oídos.
  • Inflamación de ganglios.
  • Hinchazón de las amígdalas.
  • Faringitis.
  • Manchas blancas en la parte posterior de la garganta.
  • Flujo nasal.

La cura del dolor de garganta depende de la causa, ya sea mediante la ingesta de antibióticos para infecciones bacterianas, antivirales, antimicóticos en caso de infestaciones por hongos o levaduras, antiinflamatorios y puede que baste con un analgésico si las molestias se deben a una irritación local.

A veces es suficiente con un remedio casero para aliviar las molestias del dolor de garganta, como tomar limón con miel.

Medicamentos para Dolor de Garganta

¿Qué medicamentos puedo tomar?

Los medicamentos indicados para el Dolor de Garganta son, usualmente, los que se ingieren en caso de un resfriado común o alguna otra infección viral como la influenza, salvo que este no muestre algunos resultados al cabo de 2 días o se perciba una complicación.

  • Antiinflamatorios no esteroideos. Reducen el dolor y la inflamación.
  • Antihistamínicos. Reducen la congestión nasal, además de los estornudos. Son apropiados para alergias.
  • Analgésicos. Ayudan a reducir el dolor.
  • Antipiréticos. Contribuyen a bajar la fiebre.
  • Antibióticos. Medicamentos apropiados para infecciones por bacterias.
  • Antimicóticos. Para combatir infectaciones por hongos y levaduras.
  • Antivirales. Se toman después de un diagnóstico de infección viral.

Presentaciones ¿Cómo saber cuál elegir?

  • Tabletas, pastillas, cápsulas, comprimidos o grageas. Solo recomendados si la persona puede tragarlas sin dificultad. Algunas de las marcas más comunes son Mucoangin, Contac Ultra, Desenfriol D, Mejoral, Maxoral, etc.
  • Tabletas efervescentes. Una opción más práctica que viene en las marcas Tabcín, Cevalín, Redoxón Plus, Aspirina, etc.
  • Tabletas masticables. Una de las primeras opciones que se toman sin receta a las primeras molestias. Las marcas más populares son Graneodín, Cevalín, Afrinex infantil, Desenfriol-ito, Mucoangin, Vick, Broncolín, etc.
  • Jarabe. Es la presentación que sigue a las tabletas y paletas masticables para el dolor de garganta por su rápido alivio. Las marcas más comunes son Antiflu-Des, Dimetapp, Amicil, Dimacol, Augmentin, Motrin, Advil, Tylenol, Sensibit, Clavulin, Breacol, Bisolvon, Rosel, Vick, Broncolin, Ambroxol, etc.
  • Nebulizador. Brinda un alivio inmediato al aplicarlo directo a la garganta. Viene en la marca Lonol, etc.
  • Solución para gárgaras. Una opción de efecto rápido que viene en la marca Gargax.
  • Solución inyectable. Solo para casos graves en las marcas Augmentin, Rapiclav, etc.

Medicamentos para la garganta para niños y bebés

Debido a que las dosis son más bajas en los medicamentos para niños, existen diversas opciones especiales como:

  • Medicamentos para niños. Mejoral-Ito, Desenfriol-Ito, Broncolin, Graneodín B, AmoBay, Afrinex Infantil, Redoxón Infantil, Advil Infantil, Dimetapp Infantil, Motrín Infantil, Tylenol infantil, Vi-DeA-C Infantil, Aderogyl C Infantil, Etc.
  • Medicamentos para bebés. Antiflu-Des Pediátrico, Amoxiclav, Augmentin, Motrín Pediátrico, Tylenol Pediátrico, Advil Pediátrico, Prindex Neo Pediátrico, etc.

Los niños padecen de la garganta debido a infecciones virales en más del 80 % de las ocasiones. Podemos prevenir que nuestros niños se enfermen mediante la aplicación de la vacuna antigripal o contra la influenza, que se debe aplicar cada año.

En el caso de las bacterias y los hongos, es recomendable consultar al médico, quien solicitará los estudios pertinentes para determinar el género específico que está provocando el padecimiento, antes de recetar los medicamentos apropiados.

Homeopatía para Dolor de Garganta

Los medicamentos homeopáticos para dolor de garganta son una alternativa para combatir este síntoma a causa de diversos problemas, incluyendo las infecciones virales y bacterianas.

Los medicamentos homeopáticos más usados son:

  • Aconitum Napelus. Sirve para la resequedad, ardor y enrojecimiento de la garganta además de tos.
  • Belladona. Para molestias por inflamación y fiebre.
  • Baptisia tincora. Para inflamación de la faringe con presencia de dolor.
  • Hephar Sulfur. Apropiada cuando las molestias dejan afónica a la persona, es decir, casi sin voz.
  • Artemisa vulgaris. También apropiada para faringitis y otras molestias de la garganta.

Remedios naturales para Dolor de Garganta

Los remedios naturales para el dolor de garganta están disponibles en cualquier hogar. Algunos de ellos son muy conocidos:

  • Tomar bebidas calientes. Caldos, tés y casi cualquier bebida ayudan a reducir la tos, además de otras molestias en las vías respiratorias.
  • Ingerir líquidos en abundancia. Lubrican la garganta y evitan la resequedad.
  • Jugo de limón con miel. El limón aporta vitamina C y la miel alivia por sus efectos expectorantes.
  • Infusión de corteza de sauco y sus bayas. Combate los virus que causan la infección.
  • Infusión de limón. Por su contenido de vitamina C y sus propiedades antivirales, además de antiinflamatorias.
  • Té de anís. Alivia el dolor de garganta.
  • Gárgaras con infusión de miel y hojas de frambuesa. Combate directamente los virus que afectan la garganta.
  • Té de regaliz. Reduce la tos y alivia el dolor.
  • Infusión de jengibre con limón y miel. El jengibre tiene propiedades analgésicas que alivian el dolor, además de las ventajas directas de la miel y el limón.

Tipos de Dolor de Garganta

El dolor de Garganta más común se debe a un resfriado simple o como síntoma de una leve infección por virus, sin embargo pueden estar implicados diversos padecimientos que hacen necesario acudir a un médico si no hay un pronto alivio:

  • Dolor de garganta al tragar. No presenta molestias la mayor parte del tiempo, solo en el momento de ingerir alimentos. Puede indicar una faringitis.
  • Ronquera. No se percibe dolor generalmente, pero la voz se nota cambiada a un tono grave. Puede ser el inicio de una infección viral.
  • Dolor de garganta acompañado de inflamación de ganglios. El dolor puede ser intenso y se percibe una inflamación en los ganglios del cuello. Generalmente indica una infección viral, o bacteriana en caso de observarse ámpulas o círculos de pus blanca en las anginas.
  • Dolor para tragar con excesivo babeo. Un dolor intenso al comer que puede indicar inflamación e infección de la epiglotis.

Causas del Dolor de Garganta y Cómo prevenirlo

Algunas de las principales causas del dolor de garganta son:

  • Infecciones virales – Son la principal causa de los padecimientos que causan el dolor de garganta generalmente por inflamación o tos. Pueden provocar amigdalitis, faringitis, resfriado común, gripe, bronquitis, neumonía, bronquiolitis y otros padecimientos.
  • Infecciones bacterianas – Las bacterias pueden ocasionar también faringitis, bronquitis, inflamación de la epiglotis y otros padecimientos.
  • Infestaciones por hongos – Pueden ocasionar candidiasis oral, cuadros de neumonía y otros padecimientos.
  • Alergias – Uno de los padecimientos más comunes es la rinitis estacional.

Para prevenirlo …

  • Evita el contacto con personas que muestren signos de estar enfermos de gripe o enfermedades respiratorias.
  • Evita los cambios de clima o temperatura bruscos.
  • Abriga la garganta en caso de que la temperatura ambiental baje.
  • Evita el tabaco a toda costa.

¿Cómo curar el Dolor de Garganta?

Las alergias anuales y los resfriados comunes son las causas más frecuentes del dolor de garganta, que provocan irritación, inflamación y dolor. Desde los primeros síntomas se deben tomar medicamentos que alivien las molestias para reducir la duración de la enfermedad.

  • Desde el primer síntoma tomar jugos ricos en vitamina C, como el de naranja o toronja. También ayudan las limonadas y el jugo de limón solo o con miel.
  • De ser posible tomar un jarabe para la tos, ya sea especial para tos con flema o tos seca, dependiendo de la que tenga.
  • Descansar al máximo en cama.
  • Evitar las corrientes de aire frío.
  • Ingerir muchos líquidos y de preferencia tibios o calientes, incluyendo agua, tés y caldos, además de algún otro.

Si no se nota una mejoría en un lapso máximo de 2 días o se nota un empeoramiento de la enfermedad, se debe acudir al médico para un tratamiento más complejo.