Qué es: Infección.

Afecta: Vagina, zona vulvar y otros órganos reproductivos de la mujer.

Tipo de Enfermedad: Hongos / Bacterias / Virus / Parásitos.

Tiempo de recuperación: 3 a 10 días en las infecciones curables. Algunas duran toda la vida.

La infección Vaginal o vaginitis es un padecimiento que puede ser provocado por hongos, bacterias, virus o parásitos. Es muy común y puede presentarse en hasta 3 de cada 4 mujeres por lo menos en una ocasión durante sus vidas.

Los síntomas más frecuentes:

Dependiendo del causante de la infección los síntomas pueden variar o incluso ser casi nulos. A grandes rasgos son los siguientes:

  • Flujo de color blanco, amarillo, verde o gris.
  • Secreciones con olor a moho, pescado o simplemente mal olor.
  • Poco flujo.
  • Flujo espeso.
  • Picazón en la parte externa de la vagina.
  • Ardor o irritación en la vulva.
  • Dolor en la pelvis.
  • Verrugas en genitales.
  • Sangrado leve.
  • Hinchazón.
  • Dolor durante las relaciones sexuales.

Las infecciones Vaginales son muy similares entre sí y en algunos casos pudieran requerir de estudios adicionales para determinar el germen causante de la infección. Pueden prevenirse en algunos casos utilizando prendas íntimas de algodón para que absorban la humedad que puede ocasionar la proliferación de hongos y otros causantes de la infección.

Medicamentos para Infección Vaginal

¿Qué medicamentos puedo tomar?

En cada infección vaginal se deben utilizar solamente los medicamentos apropiados para el causante de la infección. Considerando las diversas causas estos son:

  • Antivirales. Para vaginitis por virus.
  • Antihistamínicos. Se usan en padecimientos alérgicos no infecciosos.
  • Antibióticos. Para infecciones bacterianas.
  • Antiparasitarios. Útiles para diversos parásitos.
  • Antimicóticos. Son los indicados para las infecciones por hongos y levaduras.

Presentaciones ¿Cómo saber cuál elegir?

  • Tabletas, cápsulas, grageas, etc. Son una opción a los óvulos para padecimientos graves. Algunas de las marcas son  Ilosone, Lindacil-Cap, Candiflux, Clavant Bid, Fasigyn, Keflex, Ectaprim, Bactrim, etc.
  • Tabletas dispersables. Una opción fácil de usar. Las marcas son Zovirax, etc.
  • Jarabe. Otra alternativa oral a las tabletas. Las marcas más comunes son Ilosone, Fasigyn, Keflex, Ectaprim, Bactrim, etc.
  • Cremas. Comunes como alternativa o complemento de los óvulos. Las principales marcas son Butoconazol, Canesten V, Candimon V, Candiphen V, Lomecan V, Gyno Daktarin, Hypo Femme, Lomexin, etc.
  • Óvulos, tabletas y cápsulas vaginales. Su uso es el más frecuente para infecciones vaginales. Algunas de las marcas son Canesten V, Lomecan V, Gyno Daktarin, K-Mizol, Vigasil, Polygynax, Neomicol, Fasigyn, Flagyl V, Candiphen, Lomexin, Macmiror Complex V, Lomexin, etc.
  • Solución inyectable. Se reserva para infecciones graves y uso hospitalario comunmente. Algunas de las marcas son Clendazaf, Galecin, Lindacil, Pengesod, etc.

Medicamentos para infecciones Vaginales en niños y bebés

Algunas de las infecciones pueden afectar a niños, por lo que diversos fabricates disponen de medicamentos adecuados para ellos. Algunos de estos son:

  • Medicamentos para niños. Keflex pediátrico, Ectaprim, etc.
  • Medicamentos para bebés. Ectaprim, etc.

Homeopatía para Infección Vaginal

Hay medicamentos homeopáticos para la Infección Vaginal, especialmente para combatir las relacionadas con el hongo Candida. Los más comunes medicamentos homeopáticos son:

  • Carbonicum acidum 15 CH. Para infección por hongos con mal olor.
  • Kreosotum 15 CH. Para flujo amarillento con picazón y mal olor.
  • Candida, Sepia y Mercurius solubilis 9 CH. Tomados los 3 durante el día contra las infecciones por hongos en cantidad de 5 gránulos de cada uno.

Remedios naturales para Infección Vaginal

También existen diversos remedios naturales para ayudar en caso de una Infección Vaginal, especialmente para las micóticas, es decir, las causadas por hongos. Los principales son:

  • Yogur. Aplicándolo cuidadosamente mediante un cotonete. Comerlo diariamente previene las infecciones.
  • Ajo. Masticado diariamente en crudo o escabeche.
  • Té de trébol. Preparar un té con 60 g de hojas de trébol por litro de agua. Se debe tomar un vaso 3 veces por día.
  • Aceite de lavanda. Darse baños vaginales con agua a la que se han añadido unas gotas de lavanda.
  • Té de caléndula. Añadir una flor y una hoja en medio litro de agua. Tomar 2 veces al día.
  • Agua oxigenada. Darse un baño vaginal utilizando agua oxigenada.

Tipos de Infección Vaginal

Las infecciones vaginales se reducen a 5 tipos de acuerdo con algunas clasificaciones, además de una que no es propiamente una infección, pero que presenta algunos síntomas similares. Los 6 tipos de infección vaginal que se consideran como los principales son:

  • Clamidiasis. Se manifiesta con un flujo de color blanco de mal olor. Es una infección causada por bacterias.
  • Candidiasis. Es una de las más comunes. Es provocada por un hongo que vive normalmente en la vagina, pero que por diversas causas puede aumentar su presencia provocando una infección. Se manifiesta mediante ardor e inflamación en la vulva, además de haber picazón y un flujo que va del blanco al amarillo.
  • Vaginitis viral. Principalmente provocada por el Virus de papiloma Humano o el herpes simple. Se identifican por las verrugas, en el caso del papiloma y por ampollas y úlceras en el caso del herpes.
  • Vaginosis bacteriana. Se presenta mediante flujo vaginal de color blanco a gris, con un aroma característico a pescado.
  • Vaginitis tricomoniasis. Infección provocada por parásitos. Se manifiesta por una secreción de color amarillo a verdoso, con olor a moho. También hay picazón vaginal y ardor.
  • Vaginitis no infecciosa. Generalmente es una respuesta alérgica al uso de espermicidas, jabones aromatizados y otros productos, que provocan la respuesta del organismo. Se puede tener picazón, ardor, dolor, inflamación y flujo.

La falta de higiene o el exceso pueden provocar una infección, al modificar el pH del interior o cambiar la proporción de hongos y bacterias existentes.

Causas de la Infección Vaginal y Cómo Prevenirla

La causa más frecuente es la acumulación de humedad en la vagina, ya sea por el uso de prendas muy apretadas o por usar prendas íntimas de materiales que no permite eliminar el exceso de agua. Las relaciones sexuales sin protección también son una causa frecuente, cuando se practican con personas infectadas.

Durante los cambios hormonales es frecuente que existan cambios en el pH en la vagina, lo que puede favorecer el crecimiento de algunas colonias de bacterias u hongos. Las duchas vaginales también pueden ocasionar infecciones.

Para prevenir una infección vaginal se aconseja…

  • No fumar.
  • Usar preservativos durante las relaciones sexuales o tener solamente una pareja sexual.
  • No realizar duchas vaginales salvo en los casos indicados. Si ya existe una infección la ducha podría diseminarla.
  • Usar ropa interior de algodón.
  • No usar prendas apretadas sobre la zona de la pelvis.
  • Controlar la diabetes en caso de padecer la enfermedad.
  • Evitar el uso de estrógenos sin prescripción.
  • Usar antibióticos solo con prescripción y el tiempo recomendado.
  • Mantener una alimentación sana y equilibrada.
  • Evitar el sobrepeso y hacer ejercicio.
  • Reducir el consumo de azúcar.
  • Beber abundante agua diariamente.
  • Evitar el uso de desodorantes vaginales.
  • Prevenir las situaciones de estrés.
  • Usar suavizantes de prendas suaves y con menos esencias.
  • Utiliza soluciones ácidas para tu higiene íntima.

¿Cómo curar una Infección Vaginal?

La infección Vaginal causada por hongos puede aliviarse sin uso de medicamentos, una vez que se restauran las condiciones normales en el organismo, ya sea un ajuste en el pH, una recuperación en las bacterias que viven normalmente en la vagina, etc. De todas maneras es más conveniente, cómodo y rápido combatirlas con un medicamento.

Las infecciones virales como el herpes o el papiloma humano son incurables. Solo queda aliviar los síntomas en caso de que los haya y prevenir el contagio a otras personas. En el caso de una infección por bacterias y las provocadas por parásitos es indispensable que el médico prescriba los medicamentos más apropiados.

Para curar una infección vaginal se aconseja…

  • Acudir al médico en cuanto detectes algún síntoma de infección vaginal.
  • Mantener una adecuada higiene de la zona íntima.
  • Usar ropa holgada y de algodón.
  • En infecciones de transmisión sexual es conveniente que la pareja también se atienda, de otra manera regresará la infección.
  • Suspende todo tipo de relaciones sexuales.
  • Cambia con mayor frecuencia la toalla íntima o tampón durante la menstruación.